Más Aventura, menos Romeo Santos

De vez en cuando en este blog hablamos sobre cosas que se alejan totalmente de la temática central del sitio, y eso está bien. No más preguntas al respecto.

Durante estos días la brújula musical me ha dirigido hacia los mares de la música latina y he pensado unas cuantas cosas que me gustaría compartir en esta suerte de desahogo.

Creo que una de las cosas con las que una mayoría podemos estar de acuerdo (consensos más, consensos menos) es que la bachata, tal como la conocemos hoy, es gracias a la popularidad y éxito comercial que alcanzó en su momento un grupo como Aventura por allá en los inicios de los 2000, lo que pudo haber sido parte del auge de los ritmos urbano-latinos que posicionaron a los de sangre dominicana en la cima de la popularidad internacional.

Pero ese éxito no fue obra del azar. La gracia de Aventura era que un sonido tan local como la bachata la convirtieran en un ritmo transversalmente bailable, identificable y comercialmente exitoso tanto en el mercado gringo como en los demás países latinoamericanos (gracias también, Juan Luis Guerra). Total, que esa oleada de éxitos acabó posicionando al grupo como los grandes exponentes del género, lo que consecuentemente le valió a su vocalista y cara más visible, Romeo Santos, el título de «rey» de la bachata.

Como si ya no tuviéramos por aquí suficientes problemas con estos pseudo títulos monárquico-nobiliarios que surgen en la industria, creo que con los años todo el mérito se lo ha llevado el infame chico de las poesías y no se ha considerado la importancia del grupo del cual formó parte durante tantos años.

Escuchando Aventura ahora a una edad mayor y con un oído más maduro (ja.) me doy cuenta de cosas que muchas veces pasé por alto en mis encuentros anteriores con la música del grupo bachatero. ¿Por qué su música es tan buena?

Por ejemplo, la canción Su Veneno

La bachata es descendiente directa del bolero, pero con un condimento de «soltura» y aceleración del tempo que permite bailarlo de forma más distendida que en una balada.

En el caso de Su Veneno, no cabe duda que lo más destacable es la guitarra clásica, que resalta con un punteo muy propio y característico del antecesor del género, donde el instrumento forma parte de la narrativa como si estuviera respondiendo al cantante a lo largo de una conversación:

Así es que Su Veneno resulta en una bachata que vuelve a sus raíces boleras, convirtiéndola en una canción de corte clásico pero totalmente rentable comercialmente (era parte del repertorio habitual en las presentaciones en vivo de Aventura).

Y así se pueden ver muchos otros ejemplos en la musicalidad del grupo:

El tono de melancolía de la canción, acentuada por los recursos electrónicos del teclado eléctrico.
El cambio de tempo que usa para contar la historia como elemento discursivo, siendo rápido en las estrofas y lentas en el estribillo cuando el protagonista habla con la novia.

Y así otras más donde se puede apreciar el talento de los postergados instrumentistas de Aventura.

El problema es que, en contraposición al buen trabajo sonoro del grupo, está el discurso lírico de Romeo Santos con el que no comulgo.

No creo que Romeo sea un mal compositor, y tampoco que sea el más brillante, pero se nota que cuenta con un nivel de literatura suficiente como para no hacer letras que sean tan simplonas. El problema es el discurso que expresa a través de ellas.

Ya nos queda bien claro cuales son las reflexiones del norteamericano-dominicano sobre el amor y en especial sobre la posición de la mujer dentro de esa estructura relacional.

Tenemos a la mujer como objeto:

Ve y dile que lo odio y lo detesto por tener lo que fue mio
Que el culpable he sido yo
Que hoy lo considero un enemigo lamentando mi perdida en la batalla por tu amor

[...] Por creer que yo era el único
Que tu amarías que estúpido
Fulano con el premio
Y yo el perdedor

El Perdedor
No te asombres
Si una noche
Entro a tu cuarto y nuevamente te hago mía
Bien conoces
Mis errores
El egoísmo de ser dueño de tu vida
Eres mía, mía, mía
No te hagas la loca, eso muy bien ya lo sabías

Si tú te casas
El día de tu boda
Le digo a tu esposo con risas
Que solo es prestada
La mujer que ama
Porque sigues siendo mía
Eres mía

La romantización de las relaciones abusivas:

No tiene la táctica adecuada pa' arrancarme de tu pecho
Yo que te fallé a ti mil veces, sigo siendo tu dueño

Que me pregunte, ¿cómo te conquisté?
Que anote mis truquitos en papel
No bastan los modales y ser fiel
Si tú deliras por el malo que te eriza la piel
El malo
Si te falto el respeto y luego culpo al alcohol 
Si levanto tu falda, ¿me darías el derecho
A medir tu sensatez?
Poner en juego tu cuerpo
Propuesta Indecente

Reflexiones cuestionables sobre la (in)fidelidad donde él siempre tiene permitida su posición de amante, pero la mujer no:

Qué bien te ves
Te adelanto, no me importa quién sea él
Dígame usted
Si ha hecho algo travieso alguna vez
Una aventura es más divertida
Si huele a peligro
Propuesta Indecente
Ya volvió la cualquiera
Traicionera mujerzuela
La que me causo la pena
Que cambio mi vida entera
Que no me dirija un palabra
Porque no respondo de mi
Esto no se trata de machismo
Una dama y una diabla no es lo mismo
Bendita sean todas por haber nacido mujer
Pero a la mier.. las mando si son infiel
Cuidadito si cuenta la historia como no es
Por bandida te bote
Volvió la traicionera

Para variar, la última de las controversias donde fue participe nuestro Romeo, fue brindada por su canción Perjurio donde hace apología a la violación y en su intento de defensa, lo único que hizo fue básicamente explicar en qué consiste un abuso:

¿A quién le miento al pretenderme hacerme el serio?
Soy un ladrón sin robar ningún objeto
Violé tu piel y tu nobleza, lo más puro
Por una noche de placer, es un perjurio

Me aproveché de tu inocencia, disfruté de tu pureza
Te quité lo más valioso,
Dios me quiera perdonar

Te vendí miles de sueños, pajaritos en el aire
Los demonios me tentaron y ahora no te puedo amar

Ya, ya no te vuelvo a llamar
Esta es la cruda verdad
Te engatusé hasta llevarte a la cama
Saltando tu virginidad

Sé que me vas a odiar
Juro, no fue personal
Deseaba probar de tu cuerpo
Caíste en mi trampa, antojo sexual

18 primaveras ibas a cumplir
Doncella, ahora me arrepiento

Y como bonus, la evidencia empírica de que las mejores intenciones están cargadas de decepciones. Para que no crean que el chico de las poesías es boomer, le dedicó una canción a las personas homosexuales de su fanaticada:

Dicen que es afeminado 
Sobrenombres a diario
Contempla el suicidio
Por no ser aceptado
No tiene la culpa de ser amanerado
Se ha vuelto la burla del barrio
Y también del colegio
Lleno de complejos
Repugnando su cuerpo
Queriendo ser hembra
Pero todo lo opuesto
Señala a Sofía por criarlo añoñado
Soñaba con un varoncito
Que fuera pelotero
Resulta que el chico
Quiere ser peluquero
Un poco humillante
Para un padre severo
[...]
No tiene la culpa

Bueno, definitivamente Romeo Santos es un boomer. Se agradecen las buenas intenciones, pero me parece que lo que comenzó como un intento por visibilizar a la comunidad LGBT terminó convirtiéndose en una amarrada llena de estereotipos sobre los gays y una evidencia de que el chico de las poesías no entiende la diferencia entre orientación sexual e identidad de género.

Pero bueno, qué me meto en cosas yo. Al fin y al cabo, no nací 100% heterosexual…¿y tú?

¿Hubiera estado mejor Aventura sin Romeo? Quizá no. Pero sin duda hubiese estado muchísimo mejor si los valores de su lírica tuvieran un estándar diferente que no nos haga escuchar la música de Romeo y Aventura con ese «pero» que lo vuelve un placer culpable.

Por cierto, me gusta mucho la canción Promise con Usher. ¿Tanto costaba sacar más canciones así?

4 comentarios sobre “Más Aventura, menos Romeo Santos

Agrega el tuyo

  1. Que interesante entrada! Como Romeo eclipsa la imagen de Aventura y espanta un poco a los más cautelosos con las letras, me parece necesaria esta reflexión integral de su producción musical.
    Pd: Yo tampoco soy 100% heterosexual, y en vista de que soy tu fiel admiradora, disponible pa ser tu chica de las poesías 😏🌹

    Le gusta a 1 persona

  2. Nunca había pensado así las canciones de Aventura, pero te encuentro toda la razón. Melodías muy, muy buenas; letras que, por otro lado, dejan muchísimo que desear… y que son bastante cuestionables xd. En especial la última, no la cachaba y no sé si me da risa o lástima porque cómo te cagai tanto a la gente que dices apoyar, ah.

    Entrada súper interesante, aunque eso es algo dado por hecho con la virtual groupie ❤

    Le gusta a 1 persona

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑

Crea tu sitio web con WordPress.com
Comenzar
A %d blogueros les gusta esto: